PRORROGA DE LA ATRIBUCIÓN DEL USO DE LA VIVIENDA FAMILIAR UNA VEZ FINALIZA EL PLAZO POR EL QUE SE OTORGÓ

    Vanessa Valls

    En cuanto a las reglas para otorgar el derecho de uso de la vivienda familiar, el Libro Segundo del Código Civil de Cataluña, aprobado por Ley 25/2010, de 29 de julio, pone énfasis en la necesidad de valorar las circunstancias del caso concreto.

    Se atribuirá el uso del domicilio familiar al progenitor a quien corresponda la guarda de los hijos comunes mientras dure la misma, y al cónyuge más necesitado de protección en los supuestos de custodia compartida, si los cónyuges no tienen hijos o si estos son mayores de edad.

    El artículo 233-20.5 del CCC establece que, en los casos a los que se refieren los apartados 3 y 4, la atribución debe hacerse con carácter temporal y  susceptible de prórroga, también temporal, si se mantienen las circunstancias que la motivaron.

    Dispone asimismo que la prorroga debe solicitarse, como máximo, seis meses antes del vencimiento del plazo fijado a través del procedimiento de modificación de medidas definitivas, transcurrido este plazo no habrá posibilidad alguna de solicitar la prórroga.

    Y ante el incumplimiento voluntario una vez finalizado el uso, podrá procederse a la ejecución forzosa con apercibimiento de lanzamiento de no verificarse en el plazo conferido, de conformidad con lo dispuesto en los arts.703 y concordantes LEC.

    Las circunstancias que permiten a la autoridad judicial atribuir el uso de la vivienda familiar al cónyuge que no tiene la guarda de los hijos menores son:

    1. a) Excepcionalmente, cuando es el más necesitado y el cónyuge a quien corresponde la guarda tiene medios suficientes para cubrir su necesidad de vivienda y la de los hijos (apartado 4 del  233-20 CCCat).
    2. b) Cuando existen otras residencias igualmente idóneas para satisfacer la necesidad de vivienda del cónyuge y los hijos (apartado 6 del  233-20 CCCat).

    De este modo podremos solicitar la prorroga temporal si se mantienen las circunstancias por las que se atribuyó el uso de la vivienda. No podrá sin embargo solicitarse una prórroga por un plazo amplio ni de manera indefinida.

    El caso más frecuente se da en los supuestos en que los hijos al adquirir la mayoría de edad, dejan de tener derecho alguno al uso de la vivienda familiar, sin perjuicio, como hemos dicho, de la posibilidad de prórroga en su atribución, atendidas las circunstancias. No obstante, debe garantizarse no grabar excesivamente al otro titular de la vivienda que ya vio afectado su derecho de propiedad durante tiempo.

    En este sentido destacar a modo de ejemplo la Sentencia dictada por el Tribunal Superior de Justicia de Catalunya, en fecha de 20 de febrero de 2017 que rechaza acceder a la prórroga solicitada a favor de la esposa tras muchos años de derecho de uso de la que fue vivienda familiar.

     

    Vanessa Valls

     

     

     

    Leave a comment

    Your email address will not be published.